• 27 FEB 13


    Existen casos cuando ni las dietas más efectivas consiguen el efecto más deseado.

    Muchos pacientes afectados de sobrepeso acuden a la consulta con un historial de múltiples dietas. La oferta de dietas para bajar peso en Madrid es muy extensa. Ademas las dietas no son el único método ofertado; existen otras maneras de conseguir perder peso que no incluyen ni tan siquiera una dieta. Hay muchas maneras para tratar de conseguir adelgazar en Madrid pero la experiencia nos dice que hay que elegir bien. Elegir algo que nos convence y quedarnos con este método para adelgazar y perder nuestro sobrepeso. Lo peor que se puede hacer es hacer „diethopping“: saltar cada poco tiempo a un método nuevo. En muchos de estos casos el número de fracasos es igual al número de dietas. Son estos los pacientes más complicados de acompañar en su viaje a un peso “normal”.

    Son hoy en día 1.4 billones de adultos los que se ven afectados por sobrepeso. La lista de riesgos para la salud derivados del sobrepeso es larguísima: Infarto cerebral, diabetes tipo II, cáncer de mama, cáncer de intestino, infarto de corazón, hipertensión arterial, demencia senil, infertilidad y muchas más. Resulta impresionante ver normalizarse los valores de la analítica de un paciente en el transcurso de dos a tres meses de tratamiento. Aún así, hoy en día, se estima que son alrededor de 2.8 millones de personas las que mueren cada año de las enfermedades producidas por su sobrepeso. Adelgazar en Madrid, es una preocupación de cada vez mas personas, como lo es en el resto de Europa y del mundo. Únicamente los datos americanos nos sobrepasan. Pero en lo que representa la obesidad infantil, España está en los primeros dos puestos en todas las estadísticas, siendo Malasia el primero. En Europa presenta el índice mas alto de obesidad (12%) y sobrepeso (25%)  en jovenes, con una prevalencia de hasta el 40% en algunas edades. Teniendo en cuenta estas cifras el futuro no promete muchos cambios a esta situación. Es el momento de cambiar esta tendencia, es el momento de adelgazar madrid tiene que liderar este cambio.

    La diabetes tipo I infantil en España también ha aumentado en los últimos 20 años. Se estima que actualmente hay 10.000 niños en tratamiento con insulina y cada año se diagnostican alrededor de 1000 mas.

    obesidad infantilEn los gráficos a la izquierda se puede ver el alarmante desarrollo de la obesidad en nuestros hijos. Sobre todo debido al aumento de azúcares en nuestra dieta ha tenido lugar esta explosión del peso. Hoy en día se acepta que fue un error culpar a las grasas y sustituirlas por carbohidratos. Pero no hay que equivocarse, no es la glucosa el gran culpable; son otros azúcares: sobre todo la fructosa. Hay que prohibir a nuestros hijos tomar  las bebidas azucaradas (la media de su consumo en E.E.U.U. es de cuatro al día !), pero aún así el jarabe de maíz de alta fructosa por ejemplo está escondido en muchos de nuestros alimentos. Un fenómeno de los últimos años son los obesos de 6 meses. Hoy en día existen adelgazar Madridrecién nacidos con sobrepeso y bebes de 6 meses con obesidad, lo que explica el aumento de la incidencia de diabetes tipo II infantil. Este desarrollo aumentará mucho las tasas de mortandad a consecuencia de enfermedades relacionadas con sobrepeso. Pero atención: la mayor tasa de obesidad infantil se encuentra en Malasia y no en E.E.U.U. como cabría esperar.

    En los casos complicados hay que ir más allá del tratamiento dietético. Pero para saber que herramienta utilizar hay que identificar primero los problemas concretos responsables de la falta de pérdida de peso. En muchos de estos casos se identificará el estrés como una de las principales causas de los problemas de peso del paciente.  La lista de factores psicosociales que pueden provocar sobrepeso es muy larga. Cuando el paciente aquejado de problemas en conseguir bajar de peso con las dietas que intenta, menciona el estrés presente en su vida hay que tratar de identificar con él los factores estresantes y encontrar remedio a estos. Estas situaciones hacen comer más allá de la sensación de saciedad provocando sobrepeso a largo plazo. La neurociencia en los últimos cinco a diez años ha hecho grandes avances identificando los centros responsables de ciertas actitudes. El estimulo responsable del sobrepeso en estos pacientes proviene de la misma área cerebral responsable del efecto placentero del orgasmo y del consumo de drogas. Es el llamado centro de recompensa en el cerebro el que funciona de una manera distinta en los pacientes con sobrepeso aquellos con un peso normal.

    Adelgazar madrid

    La sustancia que activa los procesos es la dopamina, pero en las personas con sobrepeso el número de receptores para la dopamina se encuentra disminuido. Por esto, para obtener la misma sensación de felicidad necesitan estímulos mucho mayores que otros pacientes. Esta degradación del centro de recompensa se ha encontrado también en pacientes adictos a la cocaína. El tratamiento de todas las adicciones es muy difícil porque requiere planificación a largo plazo, pero tanto los pacientes con sobre peso como los pacientes con adicciones se caracterizan por su comportamiento impulsivo y una incapacidad de planificar a largo plazo. Según los estudios de imagen esto se debe a cambios a aquellas zonas del cerebro que tienen que ver a actividades como la planificación.

    Otra de las sustancias importantes en este contexto es la  serotonina. Esta sustancia se encuentra disminuida en situaciones de estrés y es la responsable de estados de depresión. Cuando el humor es bueno la serotonina se encarga de disminuir el hambre pero en estados de estrés, la falta de serotonina aumenta nuestro apetito. Muchos pacientes, ellos mismos han observado que mientras trabajan no miran lo que comen, comen a deshora y aumentan poco a poco de peso. Estos son periodos de gran estrés y mucha carga de trabajo en los que por los malos hábitos de comer y vivir el peso aumenta poco a poco. Pero cuando estos mismos pacientes disfrutan de unas vacaciones de cuatro semanas ven como sin mucho esfuerzo pierden de cuatro a seis kilos durante sus vacaciones. Estos pacientes deben el sobrepeso a su éxito profesional. Otro factor importante en el mecanismo de aparición de sobrepeso en estos pacientes es la disminución de la serotonina como consecuencia del estrés permanente. En estos casos será importante conseguir con el paciente un cambio en los hábitos de vida. Estos será incluso más importante que hacer un plan de dieta porque con la vuelta a los viejos hábitos se puede producir el temido efecto yo-yo. Por esto en los pacientes con sobrepeso es esencial que en una primera consulta tanto el médico como el paciente entiendan los motivos por los que ha surgido el sobrepeso que se quiere tratar.

    En ciertos casos incluso podrá ser necesario hacer una determinación de los niveles de serotonina en sangre.

    La investigación médica en las vacunas, intenta encontrar vacunas para las enfermedades modernas como lo son la hipertensión y el sobrepeso. La investigación genética ha identificado hasta hoy más de 50 genes que se relacionan con el sobrepeso. De estos genes el más importante es el FDO. Ahora bien parece que el eje central de los diferentes mecanismos siempre pasa por el centro de recompensa del cerebro. Así se entiende que el estrés crónico pueda ser una de las más importantes causas del sobrepeso. Otro factor cada vez más acertado es la pobreza. No todo el mundo puede gastarse una cierta cantidad de dinero en la alimentación y es sobre todo la alimentación barata la que es muy dañina para la salud. En ciertos establecimientos se conseguirá con menos de diez euros sentirse totalmente saciado pero se consumirán pocos nutrientes y demasiadas calorías. Como ya detallamos en otro artículo el cerebro es el órgano que más energía consume. Esta necesidad energética aumenta mucho en los periodos de estrés. De esta manera situaciones de estrés como los problemas de pareja, problemas laborales, el paro o problemas económicos –todos ellos situaciones estresantes que parecen no tener solución- producen estrés crónico lo que aumenta muchísimo la demanda de energía por parte del cerebro.

    Para medir el sobrepeso existe el índice de masa corporal. Este fue utilizado sobre todo en el pasado. 

    Hoy en día se consideran más importantes la relación de la cintura con respecto a la altura waist – to height (WHtR)  y la relación de la cintura con respecto al diámetro a nivel de las caderas waist-to-hip (WHR), estos dos últimos son los que han surgido luego peor son considerados más importantes. En el caso del WHtR el valor en personas menores de 40 años tiene que estar por debajo de 0.5, y en personas mayores de 40 años tiene que estar por debajo de 0.6.

    File:Waist-hip ratio.svg

    Los valores de referencia en el caso del WHR son en mujeres por debajo de 0.85 y en hombre por debajo de 1. Estos dos últimos coeficientes son considerados mejores para determinar el grado de obesidad porque toman en cuenta la acumulación de grasa según la región corporal. Se acepta hoy en día que la grasa acumulada en caderas glúteos y piernas es menos peligrosa para la salud que la acumulación de grasa intraabdominal. Son sobre todo las personas bajo estrés crónico a las que por comer continuamente para satisfacer la demanda de energía del cerebro acumulan grasa sobre todo en caderas, glúteos y piernas. Aunque estos genotipos –tipo pera- subjetivamente parecen ser más obesos, su obesidad es menos dañina ya que presentan menos grasa abdominal y menos problemas de la salud. Es sobre todo la grasa abdominal la que segrega hormonas y sustancias que producen inflamación crónica y arteriosclerosis. Aun así existen estudios en los que se discute el aumento de mortalidad de las personas con sobrepeso.

    Personas con un índice de masa corporal entre 25 y 30 presentan aparentemente la menor mortandad. Incluso personas con un índice de masa corporal entre 30 y 35 no presentaban un aumento de la mortalidad en comparación a las personas con índice de masa corporal en rango normal. Las personas que quieren adelgazar en Madrid tienen una gran oferta de dietas y otras posibilidades. Conviene elegir bien, esto quiere decir: elegir el método que se adapta a las necesidades de uno mismo y no dejarse convencer de metas imposibles. 

    Es hora de no ver a los pacientes con sobrepeso extremo como personas que comen demasiado, son perezosas y/o tontas. Estos pacientes frecuentemente presentan analíticas totalmente normales y el examen clínico no revela ninguna enfermedad. Hay que aprender a alejarse del automatismo de que sobrepeso obligatoriamente tenga que significar enfermedad. La diferencia entre los obesos sanos y aquellos enfermos esta en el tejido graso acumulado como se pudo demostrar en biopsias tomadas del tejido graso de estos pacientes. El tejido adiposo de los obesos enfermos presentaba cinco veces más células inmunes que la grasa de aquellos sanos. Esto refleja una inflamación crónica que es la que al largo plazo produce arteriosclerosis, el cáncer y otras enfermedades. El tratamiento del sobrepeso en estos pacientes obesos sanos no suele ser tanto un tratamiento dietética como uno de coaching. Estas personas para conseguir adelgazar tienen que encontrar una manera mejor de arreglarse con su día a día. La diferencia entre los obesos sanos y los obesos enfermos podría estar en los genes. Algunos estudios han encontrado genes idénticos en los obesos sanos y en las personas de peso normal. En los pacientes obesos sanos una pequeña disminución del peso puede llevar a un gran cambio en el bien estar ya que al principio de toda pérdida de peso disminuye ante todo la grasa abdominal que es la más peligrosa.

    Tratamientos como la reducción de estomago consiguen resultados excepcionales a corto plazo pero según algunos estudios a largo plazo aumenta la dependencia de drogas y alcohol, esto explica porque la reducción de estomago no cambia nada a nivel de la psique, la cual en muchos casos de sobrepeso extremo es un importante factor desencadenante. De los tratamientos medicamentosos para adelgazar, han quedado muy pocos. Muchos de ellos o bien no eran efectivos o han tenido que ser retirados del mercado por efectos secundarios. Así por ejemplo en 2012 la Agencia Europea del Medicamento analizaba Orlistat porque se teme que dañe el hígado.

    Quizás el futuro nos traiga una pastilla que engañe al cerebro haciéndole pensar que el estomago esta lleno pero quizá una de las soluciones principales sea reducir el estrés en nuestra vida. Son muchos los pacientes que han conseguido disminuir significativamente el sobrepeso con cambios significativos en los hábitos de vida o técnicas de relajación.

    Finalmente los resultados de un asombroso estudio de la universidad de Chicago. Mujeres de barrios pobres fueron distribuidas aleatoriamente o bien a un barrio pobre o eran trasladadas a un barrio mejor, lo que mejoraba sus expectativas laborales entre otras cosas, 15 años después se compararon a las dos poblaciones encontrado que aquellas mujeres que se habían mudado a un barrio mejor se encontraban psíquicamente mejor   y mas delgadas que aquellas que habían permanecido en el barrio pobre.

    Mudarse es algo que también puede conseguirse con técnicas de relajación como por ejemplo la terapia cognitiva, el yoga todas aquellas que hay en el mercado. Después de identificar los desencadenantes para sus problemas cada paciente tendrá que encontrar las ayudas que le puedan ser útiles.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de Cookies.